shutterstock_735743386

    Test sobre tendencias en prevención del delito

    by Uvirtual
    16 Comments

    La prevención del delito suele interpretarse de manera restrictiva, centrada en técnicas dirigidas a resolver problemas de delincuencia locales. Pero, ¿qué enseñanzas se pueden extraer de las tendencias generales de la delincuencia, cuando están en juego asuntos nacionales o internacionales? Prueba tu nivel de conocimientos en este test sobre prevención del delito.

    Con los cambios más drásticos en las tendencias de la delincuencia, se plantea la interrogante de lo que podrían implicar esos ejemplos en cuanto a la función del sistema de justicia penal y la política criminal en sentido general. ¿Podrían realmente marcar una diferencia a escala nacional o internacional las intervenciones específicas?

    Los tipos de delitos que corresponden a este criterio, el de imponer una inmensa carga social y económica a los grupos sociales desfavorecidos, incluyen el crimen económico organizado, los delitos de cuello blanco, el abuso del consumidor, los delitos contra la seguridad laboral y los delitos contra el medio ambiente.

    test-prevencion-del-delito

    Otros criterios de prevención del delito incluyen la gravedad de delitos particulares, delitos cuyas tasas aumentan significativamente, delitos que provocan conmoción y miedo en el público, delitos que se esperan en un futuro cercano y distante, delitos contemporáneos y categorías de comportamiento delictivo que podrían erradicarse con mayor eficacia.

    Los delitos que se enumeran en el primer criterio causan inmensos daños a la vida humana; afectar a grandes segmentos de personas, en particular a los desfavorecidos; puede estar más extendido de lo que muestran las estadísticas; están vinculados a cambios tecnológicos y de valor; y son cometidos por personas de alto estatus social.

     

    tendencias en prevención del crimen

     

    Las medidas de prevención del delito deben incluir legislación dirigida a la responsabilidad penal personal, multas que podrían imponerse a las grandes corporaciones y sanciones por ocupar puestos específicos, seguir ocupaciones específicas o participar en actividades específicas.

    Otras medidas deben incluir la educación del consumidor y la cooperación de las agencias de control del crimen con agencias en áreas especializadas como contabilidad y procesamiento de datos.

    Las medidas preventivas para los delitos violentos requieren una variedad de soluciones que incluyen el conocimiento de las personalidades delictivas, cambios de actitud pública y el apoyo de los medios de comunicación masiva.

    El siguiente test te ayudará a poner a prueba tu nivel de conocimientos en prevención del delito, de acuerdo con los aspectos más destacados de la Encuesta de las Naciones Unidas sobre Tendencias de la delincuencia a nivel mundial y nuevas cuestiones y respuestas relativas a la prevención del delito y la justicia penal.

     

     

    Política criminal y prevención del delito

    La función esencial del sistema de justicia penal consiste en combatir el delito después que ha ocurrido, recurriendo a la identificación y el castigo de los delincuentes, sobre todo mediante la encarcelación.

    En 1999, el Centro Internacional para la Prevención de la Criminalidad concluyó que sólo nueve países contaban con estrategias nacionales de prevención del delito. En 2010, 24 países tenían estrategias de ese tipo y 21 países contaban con un organismo nacional encargado de su aplicación.

    Con la encarcelación, el sistema de justicia penal incapacita a los delincuentes apartándolos de la sociedad hasta que hayan cumplido sus condenas. Ello puede tener un efecto disuasivo en quienes deseen evitar el castigo, pues tratarían de no realizar actividades delictivas.

    En muchos países, la experiencia de la encarcelación tiene por objeto producir cambios en el delincuente y reducir así las probabilidades de que vuelva a delinquir en el futuro.

    La tarea de determinar si alguno de esos efectos deseados funciona realmente es sumamente compleja. ¿El hecho de sacar a delincuentes de la calle implica a la postre una reducción del número de delitos, o hay una dinámica social más profunda que garantiza que otros cometerán esos delitos? Si la incapacitación da resultado, ¿cuántos delincuentes habría que sacar de la calle para llegar a ver una repercusión visible en la tasa de delincuencia?

    Esas interrogantes siguen emocionando a los especialistas, y es poco probable que pronto se llegue a una solución clara. No obstante, los múltiples y diferentes enfoques adoptados por los Gobiernos nacionales convierten al mundo en una especie de laboratorio global de política en materia de justicia penal. Está claro que las comparaciones entre países son difíciles, pero también es posible hacer comparaciones dentro de un mismo país a lo largo del tiempo. ¿Qué funciona y qué no funciona cuando se trata de utilizar el sistema de justicia penal para prevenir el delito? 

    New call-to-action

    Política criminal Ciencias Juridicas

     

    DÉJANOS UN COMENTARIO

    Nueva llamada a la acción