<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1711051965583475&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
 
Solicitar Información

Una vez sucedido un acto de violencia de género, es necesaria la actuación de las entidades competentes, ya sean organismos gubernamentales como no gubernamentales, a través de una serie de intervenciones a la víctima para mitigar el impacto físico y psicológico; así como para prevenir futuros actos de esta naturaleza.

Sin embargo, las estrategias de prevención pasan por alto durante las intervenciones debido a la urgencia después de lo ocurrido. En ese sentido, destacaremos en las siguientes líneas la importancia de implementar una etapa durante las intervenciones para prevenir la recurrencia con mayor eficacia:

Las líneas de trabajo hacia la prevención

Las líneas de trabajo hacia la prevención

Desde el marco de actuación de la prevención, se desarrollan programas de intervención psicológica para facilitar el afrontamiento de las decisiones futuras más adecuadas y salir del círculo violento, teniendo en cuenta múltiples variables (aspectos sociales, psicológicos, familiares, económicos, legales, etc.).

Para ello, se plantea un tratamiento en base a tres líneas terapéuticas: el desahogo, la reevaluación y el entrenamiento en habilidades de afrontamiento. A continuación, describiremos cada una de estas líneas como parte de una estrategia de prevención.

Comienza reevaluando la situación

Comienza reevaluando la situación

Luego de que los efectos físicos y psicológicos inmediatos hayan sido neutralizados, se deben repasar a detalle los recuerdos del trauma vivido, con el fin de desahogar la presión psicológica y así permitir que la víctima analice lo ocurrido fríamente, para luego reevaluar sus posibilidades de acción frente a este tipo de acontecimientos.

La persona debe comenzar a eliminar el sentimiento de culpabilidad por la situación que está viviendo, recibiendo información de forma simplificada acerca de los recursos que garantizan sus derechos como víctima de violencia de género. De esa forma, empoderará sus decisiones frente a escenarios similares en el futuro.

Adquiere habilidades para afrontar tus desafíos

Adquiere habilidades para afrontar tus desafíos

Una vez la víctima haya reevaluado los recursos que dispone para enfrentar situaciones de violencia, es necesario entrenar diversos aspectos de su conducta, especialmente a nivel de inteligencia emocional, con el fin de que adquiera la capacidad para establecer relaciones de pareja basadas en el diálogo y la cooperación.

Para ello, necesitará desarrollar su capacidad para ser consciente de las emociones detrás de su comportamiento y del de las demás personas, especialmente a través de dinámicas grupales que le permitan comparar su situación emocional frente a otras víctimas, y de ese modo aprender de las experiencias de los demás.

intervenciones_instrumento_prevencion_violencia_genero_4

A través de estas líneas de trabajo, es posible que las víctimas de violencia de género, accedan a un proceso de intervención que no solo solucione, sino que también incluya los primeros pasos para prevenir de forma efectiva que estos casos de agresión ocurran otra vez en sus vidas.

Si buscas especializarte en las técnicas necesarias para asistir de la mejor forma a personas perjudicadas por violencia de género, te invitamos a revisar el “Máster Interdisciplinar en el Estudio y Prevención de la Violencia de Género”, desarrollado a distancia bajo la dirección de la prestigiosa Universidad de Salamanca.

Máster Interdisciplinar en el Estudio y Prevención de la Violencia de Género

 

Publicaciones relacionadas

 
 

¿Quiéres suscribirte a nuestro blog y recibir las últimas novedades?

Contenido hecho para que sigas creciendo como profesional: crecimiento laboral, liderazgo, marketing, negocios, ciencia & humanidades.

blog-email-subs